Hubo un tiempo pasado en el que todas querían ser princesas. Hoy casi es un cuento chino porque todas y todos, mayores y pequeños, quieren ser youtubers. El camino para llegar a serlo es otro cantar.

Mikel y Leo, dos hermanos de Barcelona, son un ejemplo. Hace un año que Mikel, de siete años, pidió a sus padres que lo grabasen para imitar a otros niños. Empezaron a grabar en casa, junto a Leo y su prima Lola, crearon su propio canal en YouTube y de repente vieron que sus vídeos triunfaban. “Empezó como un juego y ahora es como si entrase un sueldo más en casa”, dice su padre José Sánchez. Hoy tienen más de 95.000 seguidores y sus vídeos 44 millones de visualizaciones.

Un juego para ellos que se traduce en un negocio lucrativo para su familia con ingresos entre los 2 y los 4 mil euros mensuales de media entre los generados por las visualizaciones y la publicidad de las marcas para que muestren sus productos.

Y en YouTube están encantados. Niños como Mikel y Leo les ayudan a atraer a un público más joven que ya no consume televisión, sino que todo el contenido audiovisual lo ve directamente en Youtube desde su ordenador. Vamos, ¡casi como nosotros!

No ha tenido tanta suerte un niño alicantino de 12 años que con su afán de convertirse en un youtuber casi arruina a sus padres. Menos mal que Google le ha perdonado una deuda de casi 100 mil euros. Sin querer contrató el servicio de Google Adwards para dar publicidad a una web de música que se había montado con otro amigo.

Hoy Google ha expresado en un comunicado que ha analizado el caso y da por cancelado el saldo pendiente de su cuenta contratada por error.  “Muchos servicios online, incluyendo Google AdWords, tienen restricciones de uso por edad. Sabemos lo importante que es mantener el entorno de la familia seguro en internet, por eso los padres pueden encontrar información sobre cómo hacerlo en el Centro de Seguridad Familiar de Google”, añade la empresa.Como hemos visto el camino para llegar a ser un youtuber no es fácil y, una vez que lo has conseguido, tampoco es un camino de rosas. Si no que se lo pregunten a El Rubius que no deja de ser noticia en los últimos días y motivos no le faltan.

Llega a los 20 millones de seguidores en su canal de Youtube pero le hackean su cuenta de Twitter, la recupera, se enfrenta con los paparazzis, recibe quejas de sus suscriptores acerca de sus vídeos… ¿Éste es el precio de la fama? El youtuber más importante de España incluso ha pedido un respiro en su perfil de Facebook porque… no nos equivoquemos, ante todo los youtubers son personas.

Comments

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

* Copy This Password *

* Type Or Paste Password Here *